Archivo de la categoría Empresas

Como no comenzar una relación “de pago” en un servicio web

RSS-iconHace unos días he tenido una experiencia con un servicio web que me ha llamado mucho la atención, sobre todo por la forma de actuar de uno de sus responsables.

En concreto se trata de un servicio de feeds de noticias, al más puro estilo google reader. Me llegó, sin haberlo solicitado (a saber como habrán obtenido mi dirección, que eso daría para otra entrada) una invitación para probar gratis durante un año una cuenta premium de este servicio. La invitación iba asociada a una cuenta de correo que no es la que suelo utilizar para este tipo de cosas. Curiosamente era la misma que usaba para google reader (ejem… ejem…). Entré al servicio y ví que la invitación no funcionaba con la cuenta que yo deseaba, así que respondí al email solicitando una para la dirección que había registrado. Unos días después, me contesta el remitente del correo indicándome que se ha generado la invitación y que podía pasar a registrar la cuenta como premium. Cabe decir que, sin la cuenta premium, solo es posible importar diez feeds, cosa que no creo que sea de utilidad prácticamente para nadie, pero bueno.

Una vez accedo a la configuración de cuenta premium, me solicitan una cuenta paypal, sobre la que se hará un cargo de 0,37 céntimos para probar que funciona. No me hizo gracia, pero como el importe era irrisorio y le había dado la lata a uno de los que llevaban el servicio, permití que se realizara el cargo. Y aquí viene lo bueno ¡me genera un pago recursivo por unos veintitantos euros aplicables un año después de haberlo dado de alta! Es decir, que si dejo de usar el servicio y se me olvida, tendré un bonito cargo por esta cantidad el año que viene.

Como me parece algo ridículo, procedo a eliminar el cargo recursivo en paypal, pensando que dentro de un año me notificarán que debo realizar el pago de la anualidad o, directamente, dejará de funcionar la extensión premium de la web y tendré que pagar para volver a activarla. ¡Error! A los pocos minutos me escribe la persona con la que había contactado previamente y me indica que ha visto que he cancelado el pago recursivo y que eso va en contra de las normas de uso del sitio. Le comento que lo normal es que en un año me notifiquen y que llegado el día me corten o limiten el servicio hasta que no se haga el pago. Me dijo que se podía hacerse así, pero que tenía que reactivar el pago recursivo obligatoriamente.

En fin, que aquí sigo, sin haberlo reactivado, y con la cuenta premium totalmente funcional, pero sin ningún interés en probar este servicio que, me da la sensación, juega con la posibilidad de que el usuario premium se despiste pasado el año y se le pase el cobro por otro año más. ¿Os parece exagerada mi postura o véis normal esta forma de actuar para un servicio web?

Etiquetas: , , , , ,

Adobe Creative Cloud y la piratería

Adobe Creative CloudNo creo equivocarme al decir que la noticia de la semana en el ámbito fotográfico ha sido el anuncio de Adobe del abandono del desarrollo de la Creative Suite y la migración de todos sus productos a Creative Cloud. ¿Qué significa esto?, pues que a partir de ahora todo su software pasa a distribuirse como un servicio en lugar de seguir con el modelo de licencias vigentes hasta ahora. De esta forma, el usuario paga una cuota mensual fija por el uso de los productos en lugar de un precio más elevado por el programa completo para toda la vida. Algunas de las noticias publicadas al respecto:

Adobe: There Will Be No Creative Suite 7
Adobe comercializará sus soluciones únicamente bajo un modelo de suscripción con Creative Cloud
Consumer alternatives to Adobe Creative Cloud: practical software choices

Prácticamente en todas las opiniones que he visto durante esta semana se destacaba que, además de que pasas de pagar por algo físico[*] a pagar por un servicio mensual, será imposible de “piratear”, tal y como ha venido siendo tan habitual hasta ahora. Bien es sabido que para poner un bocadillo con texto en una foto de la comunión de la prima hacía falta el Photoshop CS6. El CS5 se quedaba ya corto. ¡Gran tragedia!

He encontrado también bastante páginas recopilando software alternativo con el que solventar la terrible pérdida: Consumer alternatives to Adobe Creative Cloud: practical software choices

Sin embargo, después de todo lo que he leido, me han quedado claro un par de conceptos:

  1. El software se puede usar offline, con tan solo conectarse mensualmente para actualizar la licencia y bajar las actualizaciones pertinentes
  2. El almacenamiento en la nube es una opción, no como se dice por algunas webs que dan por hecho que todos tus trabajos están alojados en Adobe y que, al dejar de pagar la licencia se pierden (de verdad que he llegado a leer esto)

Con estos dos datos, ¿alguien duda que no estará disponible una versión “extraoficial” para usar offline y sin almacenamiento en la nube? A mi no me queda duda de que así será. El tema del almacenamiento no es problema, y la opción offline seguro que se “truca” para poder disponer de una “copia de seguridad”.

Dejo conscientemente en el tintero el peso moral detrás del pirateo del software, sobre todo en el caso en el que se utilice el mismo como herramienta de trabajo. Lo que sí que está claro es que a Adobe, como a cualquier fabricante importante, le interesa seguir manteniendo su posición dominante en el mercado. Y esto solo lo puede conseguir con un porcentaje bastante importante de usuarios esporádicos que usan su software de manera ilegal, junto con un grupo lo más numeroso posible que hace un uso profesional del mismo y que paga religiosamente todas las licencias.

Y, en serio, las fotos de la comunión de la prima se editan estupendamente con Gimp, no matemos moscas a cañonazos.

[*] Esto tampoco es estrictamente así, ya que por lo que se paga realmente es por una licencia de uso. El plástico del DVD no vale nada realmente.

Etiquetas: , , , , , , , ,

Cuando se es un profesional

Sacado de la charla que dió Michelo Toro en Photofestival. Iba referido a la fotografía, pero se puede extrapolar a cualquier profesión:

Decides aprender una nueva disciplina. Te gusta y vas progresando en ella. Llega el día en que a alguien le gusta lo que haces y decide pagarte por ello. Un tiempo después, otra persona te ofrece de nuevo dinero por tu trabajo, pero esta vez el encargo ya no te gusta, no es algo que harías por el mero placer de hacerlo. Es en ese preciso momento cuando te conviertes en profesional.

No era exactamente así la historia, pero creo que se pilla la idea, ¿no? A mi me encantó como definición de profesional de cualquier área.

Etiquetas: , ,

Por favor ¡coged mi dinero!

En una estado de crisis como el que nos encontramos, hay que espabilar para poder vender un producto. No seré el primero que lo diga ni el último, pero os dejo un ejemplo reciente.

Me he encontrado esta semana con dos casos seguidos de compras que he hecho y que tienen varias características en común. Una de ellas es una aplicación para Android llamada JuiceDefender y la otra una plantilla de Joomla de título JSN Epic. ¿Y en qué se parecen ambas? Veamos los puntos que tienen en común:

  1. Tienen una versión gratuita. Para empezar rompen el la reticencia a gastar dinero sin saber realmente si el producto que vas a adquirir es capaz de satisfacer la necesidad para la que lo necesitas. En el caso de aplicaciones móviles, es curioso como alguien es capaz de gastarse 600€ en un terminal, y luego le cuesta pagar 1€ o 2€ para comprar una aplicación. Entiendo el caso de la duda razonable sobre la utilidad de la aplicación pero, una vez probada esta ¿no tiene sentido pagar por una nueva funcionalidad para tu terminal?
  2. Cumplen su cometido impecablemente. En ambos productos, van algo más allá de lo prometido. La aplicación de Android funciona estupendamente, tiene unos menús y una configuración muy cuidados y te deja con ganas de ver la versión de pago, que promete muchas más opciones, algunas muy interesantes. En cuanto a la plantilla, no es solo que vaya muy bien, es que ¡incluye un manual de más de 100 páginas sobre su instalación, configuración y ajuste! Y otro manual de unas 30 o 35 páginas para la personalización de los css. ¡Eso ahorra un montón de trabajo a la hora de montar una web! Hay algunas opciones no accesibles sin pagar interesantes, pero es que ya solo el producto gratis vale la inversión.
  3. Disponen de distintas versiones “premium”, con una serie de características que mejoran la versión gratuita. En el caso de JuiceDefender son opciones que directamente no existen en la versión gratuita, y en el caso de JSN Epic, son opciones que pueden ahorrarte algo de trabajo aunque, como ya he dicho antes, solo el producto gratis ya merece la pena pagarlo por lo bien documentado que está.
  4. El precio de las versiones “premium” es más que razonable. Ambos productos tienen dos versiones de pago además de la gratuita. JuiceDefender tiene la versión Plus por 2€ y la Ultimate por 5€. JSN Epic tiene una versión de 39$ y otra de 59$, que se diferencian en el soporte. La primera es solo para una web, y la segunda es ilimitada para todas las webs que montes con la plantilla.
  5. Ante cualquier duda o problema, tienes soporte directo con los creadores. No es que sea muy importante si el técnico que te da soporte tiene la suficiente preparación. Evidentemente no es factible de llevar a cabo en el caso de una aplicación corporativa grande, entre otras cosas por que no hay un único creador o diseñador. Pero en estos dos casos te aseguras que el soporte viene directamente dado por la persona que mejor conoce las tripas del producto. Además, la respuesta del soporte es rápida y eficaz.

Y si has llegado hasta aquí, supongo que darás por supuesto que he adquirido ambas. Así es, y además en las versiones “caras”. JuiceDefender me proporciona la comodidad de no tener que estar activando y desactivando wifi/3g/bluetooth/gps… etc, y me extiende la duración de la batería en torno a un 50% o 60%. JSN Epic me permite montar una web corporativa rápidamente con las opciones por defecto y, si quiero meterme más a fondo en su personalización, tengo toda la documentación necesaria para ello.

Etiquetas: , , , ,

Los móviles subvencionados

Leo estos días una serie de noticias en diversas fuentes, alertando sobre la intención de los grandes operadores de dejar de subvencionar terminales (por ejemplo aqui). ¿Subvencionar? Que rara me resulta la palabra para aplicarla a este caso. Más cuando la mayoría de las personas identifican esta práctica con “me ha salido gratis el móvil”. ¿Qué sobreprecio estás pagando en tu cuota mensual? ¿Cuantos meses debes estar soportando ese sobreprecio?

Tan solo conozco una mínima parte de la población que realmente le salga gratis el invento. Aquellos que tienen las tarifas más bestias por necesidad, porque están la mitad del día colgados al teléfono. Y encima, esos son precisamente los que pasan de smartphones, que sirven para casi todo, menos para hablar cómodamente.

Y las compañías, ¿a estas alturas se quejan de los amagos de portabilidad? ¡Es algo que han inventado ellos! ¿Qué sentido tiene tratar mejor al que viene nuevo o se quiere ir a otra compañía que al cliente fiel? Y ojo, que tambien soy de los que cree que hay clientes que directamente no interesan. Si hay alguien que cada pocos meses quiere móvil nuevo, haciendo poco gasto, y amenaza con irse cada vez ¡puente de plata oiga! Lo que deberían tratar de hacer las empresas de telecomunicaciones es competir en tarifas y servicio, y desacoplar el negocio de venta de terminales. Si quieres subvencionarlos, adelante, contrato de venta a plazos y tan amigos. Y simplificar las tarifas, que todavía recuerdo en los tiempos en los que estaba con “las grandes” aquellas diatribas de “¿de qué compañía es el número al que llamo? ¿qué hora es? ¿en qué casa zodiacal nos encontramos?”.

Por mi parte, estoy comodísimo ahora mismo con una tarifa con el mismo precio tanto para móviles como a fijos, y a cualquier hora del día, todos los días de la semana. El consumo de datos, cobrado en función del volumen consumido, con un precio coherente. Tan coherente, que ni siquiera activo el wifi del teléfono en casa, siempre estoy con 3G. ¿Qué es eso de pagar un fijo de 15€ por tener internet en el móvil? Por ese precio me puedo bajar 1,5gb con mi tarifa, y normalmente ando por debajo de los 200-300 megas al mes haciendo un uso bastante intensivo. Además de esto, mi caso es curioso, porque tirando de excel, viendo el gasto que tengo al mes y el sobreprecio que iba a tener que pagar en una empresa “de las grandes”, casi que me habría salido el móvil al mismo precio. Pero, eso sí, la libertad de poder cambiar de empresa si aparecen tarifas más ventajosas, se pierde con la permanencia.

En fin, mi móvil me lo compré libre y el próximo, visto como está el patio, me parece que será tambien así. ¿Dejaremos de ver tantos iPhone 4 y Samsung Galaxy SII por las calles? Me da a mi que no se van a ser capaces las grandes empresas de dar el salto. Si fuera así, deberían competir en tarifas con los operadores virtuales, que no tienen nada que ver con las suyas…

Volkswagen: The Force

Raro en mi que comparta un anuncio, pero si es bueno, es bueno. Geniales las expresiones del pequeño actor :-)

Motorola nunca más

Leía hace unos meses unas declaraciones del director de producto de Motorola justificando la no actualización de sus terminales. Entre las perlas puestas sobre el tapete llama la atención la de “esto es un negocio”. Efectivamente, esto es un negocio. ¿Pero qué tipo de negocio?

Cuando adquirí el Motorola Milestone, lo hice con un poco de “respeto” ya que el bootloader (cargador del sistema operativo) estaba encriptado. Esto suponía que, a priori, no podían instalarse versiones nuevas o alternativas a las ROMS proporcionadas por la empresa. Pensé que no duraría mucho el asunto ya que la versión americana, el Droid, no tenía esta limitación y, en el peor de los casos, seguramente el arranque sería desencriptado por algún grupo de la escena hardware.

No ha sido el caso, y me encuentro con un teléfono que a cada actualización va peor. Ahora mismo estamos con una versión 2.1.2 de Android. La 2.2 finalmente, está anunciada para antes de que termine el año, pero hasta entonces me encuentro con una versión que me deja el teléfono literalmente “frito” cada vez que le da la gana. Típicamente esto ocurre cuando estoy escribiendo con el teclado físico, que precisamente era la razón de más peso por la que adquirí este terminal. Me obliga a bloquear el teléfono, activarlo, desbloquearlo y decirle que contenúe con el proceso y no lo mate para que me deje seguir escribiendo.

¿Y qué sentido tiene todo esto? Hay mucha gente descontenta con el terminal. Y no es por el hardware ni mucho menos. Del hardware en mi caso solo me puedo quejar del jack de 3.5” para los auriculares, que está un poco flojo. Por lo demás, todo la problemática del terminal ser reduce al software. Nadie entiende los retrasos que sufrimos para tener las siguientes versiones del sistema operativo, y no se sabe cuando será la última. Y encima, las veriones “cocinadas” por Motorola, no incluyen tampoco nada nuevo. Se supone que se adapta mejor al dispositivo, pero a mucha gente cada vez nos añade más errores de software.

La única explicación que queda es la que mencionaba Germán Greco en la entrevista: “esto es un negocio”. Y es que si la gente tiene la libertad para actualizar el software de su terminal y cambiarlo por el que más le conviene, ¿como va a existir la necesidad de adquirir nuevos terminales?

Pues una cosa tengo yo clara. ¡Motorola nunca más! Todavía me queda al menos año y pico con este terminal para compensar el dinero invertido pero, despues, ¡hasta nunca Motorola!

Etiquetas: , , , , , ,

Un servicio que ya hacía falta

Leo en Xataka que Movistar pretende ofrecer a través de Imagenio un servicio de alquiler de contenidos via streaming.

¡Cuanto tiempo llevo deseando que se implante una plataforma de este tipo! Aún sin saber los detalles concretos de la oferta, me atrevo a indicar las características que debería cumplir para que fuese totalmente de mi agrado (y supongo que de alguno más):

  • Contenido en alta definición. Cosa que se anuncia como una de sus características, así que de momento vamos bien.
  • Posibilidad de ver el contenido en versión original con subtítulos en distintos idiomas. Yo, particularmente, suelo ver todo en inglés, con subtítulos en inglés. En español me cuesta un poco más de seguir.
  • Precios ajustados. Por pedir… Es decir, mi consumo puede ser de unos dos capítulos de una o varias series al día, tres o cuatro si es fin de semana o fiesta, y alguna película esporádicamente los fines de semana. Con este ritmo de consumo, tampoco es que esté dispuesto a pagar una barbaridad. Debe ser un precio que haga que realmente no me compense perder tiempo en descargas, búsqueda de subtítulos y demás (¿quizás 30, 40 o 50 euros al mes?). Recordemos que el precio es el de un alquiler. Se paga por visión y no por guardar el contenido. Tambien sería interesante disponer de una tarifa plana.
  • Amplio catálogo, con las series más o menos al ritmo de EEUU (aunque acostumbro a ver las temporadas una vez que están completas) y bien organizado.
  • Interfaz agradable y eficaz.
  • Que no se coma todo mi ancho de banda de mi conexión a internet.

Ya veremos qué es lo que se presenta finalmente y si, a lo largo del tiempo, salen nuevas apuestas de otras empresas que se unan a la pugna.

Etiquetas: , , , , ,

Google Navigation

Desde la semana pasada por fín está disponible el software de navegación de Google para terminales Android. Llevaba unos meses esperándolo para poder disponer de un navegador GPS para el coche integrado en el teléfono. Por fin este fin de semana pude probarlo. He de decir que estoy muy contento con su funcionamiento. De dos viajes, en uno funcionó a la perfección (desde Sevilla hasta Mairena del Alcor). La segunda vez, callejeando por Sevilla, se lió un poco. De hecho me decía de viva voz una cosa, mientras en la pantalla indicaba otra.

Para mi uso particular, como software de navegación me sobra y basta. Tampoco necesito que la ruta por las calles del centro de una ciudad sea la más óptima. Más bien para mi el GPS es un seguro que me garantice la distancia a la que está mi objetivo y comprobar como me voy acercando.

En otro orden de cosas, aunque estrechamente relacionado, el reconocimiento de voz funciona a las mil maravillas. Quizás cambiaría el interfaz del navegador para que fuera más fácil de usar. Botonera grande y accesos directos a las funciones. Pero si es cierto que, una vez atinado en el botón, es increible como reconoce prácticamente todas las direcciones que le he dado.

Entiendo a TomTom, en su papel, diciendo que este navegador no es competencia para el suyo. Técnicamente y de momento entiendo que así sea pero ¿cuantos clientes potenciales puede perder? Yo mismo, sin ir más lejos, no me planteo adquirir ninguna licencia de un navegador teniendo uno gratis que es perfectamente funcional. Y, en cierta forma, lo siento, porque esto solo puede significar que las cuentas de resultados de las empresas de tecnología de navegación se vean seriamente dañadas, teniendo que cerrar llegado el caso. Google actuaría en este caso de “revientaprecios”. Con tantos servicios y aplicaciones, cada día Google me da más miedo. Nos interesa mucho que siga habiendo sana competencia entre empresas. Ahora es el turno de TomTom para impactarnos con el precio de salida de su navegador para Android y conseguir que nos planteemos pagar dicho precio por las ventajas que pueda aportar su software. Si el precio es realmente interesante, puede volver a captar mi atención. Lo que no estoy dispuesto es a pagar un 75% del precio de su sistema completo cuando el hardware lo estoy poniendo yo.

Vodafone y Movistar pierden más de 200.000 clientes en el primer trimestre del año

Me levanto por la mañana con esta noticia, a la que me permito añadir ¿qué esperaban? Ambas empresas, sobre todo Movistar, cuentan con la ventaja del inmovilismo propio del español medio. En el caso de las generaciones de más edad es aún más sangrante. No tenemos costumbre de ir comprobando las tarifas que nos aplican nuestros proveedores. ¿A quien no le ha pasado que su vecino de puerta, por un mismo servicio paga menos? Hasta que no llamas para reclamar no te aplican las tarifas “vigentes”.

Más sangrante si cabe es el mercado móvil. Nunca ha interesado mantener contento al cliente, sino intentar captar al ajeno. Se le da más facilidad y más ventajas al que viene de fuera que al que ha sido buen cliente durante un periodo de tiempo importante. Lo que se ha conseguido es que ya esté asumido que para conseguir una mejora de las tarifas hay que ordenar una “portabilidad preventiva”.

A partir de ahora solo queda el que sigan perdiendo clientes en favor de las OMV, o que ajusten sus tarifas acorde con los tiempos que corren. Todavía cuentan con la ventaja de hacer firmar una permanencia para conseguir un terminal, incluso con modelos que se obtienen en exclusividad y que no pueden comprarse ni siquiera libres. Es una situación artificial que debería estar condenada a desaparecer. Con una calculadora por delante, y en función del nivel de gasto que hagamos, casi nunca salen rentables estas permanencias. Terminamos pagando más de la cuenta y quedamos a merceded de la empresa.

Por mi parte, en cuanto a telefonía móvil se refiere, prefiero hacer una inversión fuerte en un terminal libre, y luego poder ir cambiando de empresa cada vez que me sea ventajoso. Actualmente (y durante más de un año según recuerdo) estoy con Simyo, y pago exáctamente lo que gasto, junto con una tarifa de internet bastante ventajosa. ¿Hasta cuando? Exáctamente hasta que me de la gana.

Escuchando

Ultimamente no he escuchado nada

Tags Musica

Cache is empty.
lastfm logo

Fotillos

T9
Fotillos...

Fotillos por RSS 2.0