Querido Jabba Noel. Este año he sido muy bueno y, aunque no he escrito demasiado en el blog, prometo comenzar el año con energías renovadas. Es por eso que, visto el indecente número de fiestas y comilonas que me esperan en las próximas semanas, tengas a bien traerme estas navidades una bicicleta estática nueva. La vieja se rompió allá por verano. Si no te parece oportuno, me plantearía seriamente entrar de becario en su organización (la barriga era requisito indispensable, ¿verdad?).

P.D: Evidentemente, la foto la tomé en la tienda de mi hermano. Me faltó sacarle otra al árbol de navidad, decorado con las bolas mágicas de Dragonball :-)